lunes, 21 de abril de 2008

nacimiento

por esas casualidades de la vida,hoy tuve oportunidad de coger en mis brazos a un recién nacido.a un bebé de un día de vida.
se q es un tópico lo q voy a decir pero no puedo evitarlo.se me cayeron las pistolas.se me quedó cara de abducido y me entraron unas ganas enormes de comerlo a besos.
la cuestión es q lo veía con sus gestos.tan frágil q incluso tomé algo de miedo.miedo a q no estuviera a gusto conmigo.
la cuestión es q se lo devolví al padre y se puso a llorar como un descosido.sé q fue una casualidad,pero me gustó q conmigo estuviera tranquilo y se pusiera un poco llorón con el padre.
luego cuando se lo devolvimos a su madre,vi como buscaba el calor de ella y se quedaba tranquilamente buscando su comida.supongo q será el olor o la tranquilidad q demostraba o la naturaleza q por algo dicen q es sabia,pero el pequeño se quedó completamente dormido al momento.
me quedé pensando.festejamos el nacimiento a la vida con alegría.festejamos ese comienzo de una nueva vida.por qué se nos olvida tan pronto la suerte q tenemos de estar otro día más aquí?.
hoy me quedo con el olor de ese bebé metido en mi.hoy me quedo con la idea de q mañana cuando despierte volveré a nacer otra vez.un día más.

6 comentarios:

mi despertar dijo...

Tiernamente hermoso. te dejo un beso

Sureña dijo...

A veces un acto tan natural como es el de nacer puede lograr que nos planteemos muchas cosas... como te ha pasado a ti.

Estoy de acuerdo contigo, vamos a celebrar cada día que estamos aquí...

Besos

DuLcE tEnTaCiÓn dijo...

Yo también tuve esa misma experiencia hace poco menos de dos semanas: El coger a un recién nacido en brazos. La verdad es que al principio me dió miedo, pero también transmite alegría, emoción, es una sensación de lo más especial. Es verdad lo que dices, deberíamos celebrar cada día que pasamos en este mundo, y da ganas cada vez que ves a un recién nacido o inclusó algún bebé en general.
Muchos besitos y me alegro de que hayas escrito sobre este tema, yo no me atreví

Capazorros dijo...

Y si el recién nacido es tuyo, eso es la rehostia (con perdón).

J. L. Maldonado dijo...

Caramba Manolo, un rayo de luz atravesó el muro de la muerte.... "A beberse esos meaos" como decimos por acá para darle la bienvenida a los bebés....

Zanzara dijo...

Coger a un recién nacido es una de las mejores cosas del mundo!! Y tienes razón ese olor que tienen es único.

Lo olvidamos porque somos tontos y damos por hecho que estaremos mucho tiempo por aquí.

Un beso!